Siguiendo los pasos del original Mario Bros y una vez que los de Nintendo habían dado el salto a los juegos multi plataforma, la corporación de Michael Kogan, Taito, dio vida a unos pequeños dinosaurios que, juntos, deben acabar con sus enemigos envolviéndolos en una deliciosa pompa de jabón que una vez la tocan… ¡PUM!, estalla y, como no podría ser de otra manera, convierte a ese enemigo en fruta y por lo tanto puntos.

En Bubble Booble las primeras pantallas serán fáciles, será para atraer y a la vez confiar al pardillo jugador, para unas pantallas después, poner los puntos sobre las ies. La dificultad irá en aumento y los pequeños enemigos, si no son exterminados en un espacio breve de tiempo, volverán de formas más peligrosas.
En definitiva, Taico, con Bubble Booble, consiguió lo que todo videojuego desea, convertirse en un verdadero clásico.

NOVEDADES

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies